Señal V-23

La Señal V-23 son unas bandas retrorreflectantes de marcado de contorno obligatorio para los vehículos pesados y largos destinados al transporte de mercancías o viajeros. Su función es delimitar el contorno trasero y lateral de los vehículos de transporte mejorando su percepción por otros vehículos en condiciones de escasa visibilidad.

El Reglamento General de Vehículos establece que la Señal V-23 es obligatoria para todos los vehículos con peso máximo superior a 7,5 T y de más de 6 m de largo y 2,1 m de ancho, así como remolques y semirremolques de peso máximo superior a 3,5 T. Su instalación es voluntaria para los vehículos que reúnan estas características pero que estén matriculados antes del 10 de julio de 2011.

La obligación de utilizar la Señal V-23 se extenderá a todos los vehículos pesados y largos, sea cual sea su fecha de matriculación, el 22 de diciembre de 2024.

Donde se debe colocar la Señal V-23

El Reglamento General de Vehículos, siguiendo la normativa CEPE/ONU 104 para el posicionamiento de las bandas en el vehículo, con carácter general, se determina que se podrán usar los siguientes colores de bandas retrorreflectantes para señalizar el contorno trasero y lateral del vehículo:

Señal V-2

Señal V-2

Para superficies no uniformes o continuas se permite el uso de elementos no continuos de cinta retrorreflectantes.

La Homologación

Las bandas retrorreflectantes que se pueden adquirir en nuestra tienda online han sido homologadas y cumplen los requisitos de retrorreflexión, colorimetría y durabilidad exigidos por la regulación ECE 104. Además, se adaptan a todo tipo de superficies ya sean planas, aluminio, el cuerpo del vehículo o lonas textiles.

Comprar la Señal V-23 para superficie rígido/metal

Comprar la Señal V-23 para superficie lonas/flexible

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.