Brexit

Los Estados miembros entre ellos España se preparan para un más que posible Brexit caótico, después de que la Comisión Europea encargase como deberes navideños a los Estados miembros la aceleración de los planes de contingencia.

Bajo el título “Preparación de la retirada del Reino Unido de la Unión Europea el 30 de marzo de 2019: plan de acción de contingencia”, la Comisión Europea insta a los Estados miembros a asumir sus responsabilidades “a fin de estar preparados para el Brexit y mitigar los efectos más perjudiciales de un posible escenario límite”, para lo que la Comisión prevé un número limitado de medidas de contingencia “para paliar perturbaciones significativas en determinados ámbitos estrictamente definidos”.

La falta de acuerdo entro los Estados miembros de la Unión Europea y Reino Unido está ocasionando una gran incertidumbre entre las empresas transportistas españolas ya que en el supuesto de no se llegase a un acuerdo, a partir del 30 de marzo de 2019 ya no sería válida la actual autorización de transporte de ámbito comunitario (licencia comunitaria), sino que los derechos de acceso al mercado entre la Unión Europea y el Reino Unido por parte de las empresas transportistas se limitarían a los permisos ofrecidos en el marco de la Conferencia Europea de Ministros de Transportes – CEMT (organismo que agrupa a 44 países europeos), “que permitiría mucho menos tráfico que el que actualmente tiene lugar entre la Unión Europea y el Reino Unido”.

Según FENADISMER un importante número de empresas transportistas españolas que realizan habitualmente transporte internacional a Reino Unido están solicitando estos días al Ministerio de Fomento autorizaciones del contingente CEMT, que aunque no están previstas para dicho tráfico bilateral es a día de hoy la única autorización válida para acceder al Reino Unido a partir de su salida de la UE sin acuerdo.

España tiene concedido un cupo muy limitado de estas autorizaciones (menos de 800 anuales) por lo que el Ministerio de Fomento ha establecido para el año 2019 un procedimiento preceptivo de consulta previo del número de autorizaciones a solicitar, a fin de analizarlas y resolver sobre el número de autorizaciones que finalmente se concederán.

Asimismo, la Comisión Europea también ha puesto en marcha ante un posible Brexit caótico los trámites de elaboración de un Reglamento europeo que establezca una regulación común temporal que asegure una conectividad básica del transporte de mercancías por carretera entre la Unión Europea y el Reino Unido durante el año 2019.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.